En este momento estás viendo Cómo ser una mejor persona en 2019

Cómo ser una mejor persona en 2019

¡Conviértete en la mejor versión posible de ti mismo este año!

Hay tantas preocupaciones alarmantes en 2019 que enfrenta una sociedad que a veces, puede sentirse extremadamente abrumadora. Pero no dejes que este mundo te endurezca, aunque parezca que se está saliendo de control, es vital ser un ser humano genuino.

¿Cómo sería tu vida si fueras por ahí plenamente consciente de que importas, y de que todos los demás importan?

¿Y si vieras a los demás, y a ti mismo, como iguales en lugar de separados?

Probablemente tu comportamiento sería diferente.
La verdadera clave para ser una buena persona es saber que tú, y todos los demás, tenéis un propósito en la vida. A menudo perdemos de vista por qué estamos aquí realmente, no es para discutir sobre religiones o fronteras invisibles hechas por el hombre… es para amar.

Es la experiencia humana más fundamental y, al fin y al cabo, lo que toda persona en esta tierra anhela.

Ya sea sostener una puerta abierta para alguien, llamar a tu madre o ceder tu asiento en el autobús, puede producirse un efecto dominó de buenas acciones. Un pequeño acto de bondad puede tener un gran impacto. Aquí hay algunas maneras de convertirse en una mejor persona en 2019.

Aprende a perdonar

Dejar ir la ira es más fácil de decir que de hacer. Mientras que la ira es una emoción perfectamente normal, tendemos a dejar que se encone.

A todos nos gusta sentarnos y fantasear con la venganza perfecta, o cómo vas a vengarte.

Cuando esto ocurre, puede afectar a tu bienestar mental y físico. Las investigaciones sugieren que la ira reprimida puede causar dificultad para dormir, ansiedad y depresión. En palabras de Elsa: ¡déjalo ir!

El perdón es liberador

Sé amable con los desconocidos
Nunca se sabe por lo que está pasando alguien, a veces el más pequeño acto de amabilidad puede cambiar el día entero de una persona. Ser servicial es una de las formas más rápidas y eficaces de convertirse en una mejor persona.

Cuando haces el bien, te sientes bien. No es una ciencia espacial, pero muchas personas se preguntan: ¿cómo puedo ser feliz? ¿Quieres ser feliz, es decir, genuinamente feliz? Ayuda a los demás, ayuda a los demás para ayudarte a ti mismo.

La próxima vez prueba a hacer un simple cumplido a alguien con quien normalmente no hablarías, y observa cómo se le ilumina la cara.

Te garantizo que te sentirás un poco más feliz.

Aprende sobre otras culturas

Si no entiendes por qué un país está invadiendo a otro, tómate el tiempo de informarte sobre el acontecimiento.

Todos estamos interconectados, ser consciente de las diferentes creencias puede convertirte en una persona más completa.

Viajar es la forma más fácil de conseguirlo, una vez que te sumerges en otras culturas te das cuenta de lo fundamentalmente similares que somos todos. Comprender diferentes puntos de vista realmente amplía tu mente, siempre y cuando estés dispuesto a abrirla primero.

Si no puedes permitirte viajar, lo siguiente mejor es leer, la lectura te transporta a mundos diferentes. Si no eres un gran lector, prueba a ver alguno de estos documentales inspiradores.

Sé amable con los animales

En serio. Cada ser grande o pequeño merece estar aquí tanto como tú. En lugar de explotarlos para obtener beneficios o entretenimiento, deberíamos aprender a vivir en armonía. Por qué los perros son tan increíbles? Además de ser obviamente lindos… es porque aman incondicionalmente. A un perro no le importa de dónde vienes, o cuánto dinero tienes, sólo quieren amar y ser amados.

¿Te has fijado alguna vez en que un perro puede entrar en un grupo de desconocidos y a los pocos segundos todos lo están acariciando? Eso es porque con los perros bajamos la guardia, no nos juzgan. Ahora imagina que adoptáramos esa misma actitud con otras personas. Qué mundo tan maravilloso sería.

Encuéntrate a ti mismo

Todos queremos sentirnos conectados e inspirados por una vocación superior, pero encontrarnos realmente a nosotros mismos puede ser un reto.

Sin embargo, muchos dirían que ese es el propósito de nuestras almas en la vida. Piensa en tu infancia, ¿qué te gustaba? ¿Qué te apasionaba? Estos suelen ser buenos indicadores de tu auténtico yo.

Vuelve a ser quien eras antes de que el mundo te dijera quién deberías ser. Al fin y al cabo, ¿cómo podemos amar de verdad a los demás si no nos amamos a nosotros mismos? Si quieres algunos consejos geniales sobre el autocuidado, lee nuestra entrada de blog relacionada aquí.

Reduce tu huella de carbono

Ahora, este paso es tan importante, especialmente en 2019. Todos tenemos que trabajar en esto, ¡pero por suerte hay pasos fáciles que podemos dar en nuestro día a día! El transporte es una de las mayores fuentes de emisiones de carbono en Norteamérica, siempre que sea posible, intenta coger un autobús, ir en bicicleta, caminar o coger un uber.

Otro paso fácil es dejar de comer (o comer menos) carne. Todo el mundo habla de eliminar los combustibles fósiles, pero el principal contribuyente a las emisiones de gases de efecto invernadero es la ganadería industrial. Además, es el primer consumidor de agua dulce del mundo, especialmente la industria de la carne de vacuno. Está aumentando drásticamente el problema de la escasez de agua a un ritmo alarmante.

La agricultura animal es responsable de más gases del cambio climático que todos los coches, barcos, trenes y aviones del planeta juntos. Dejemos que esto se asimile por un segundo. Con tantas alternativas a la carne hoy en día, reducir su consumo es muy fácil.

Deja de creer que el mundo te debe

Cuando nos ocurren cosas malas, es fácil sentir que el universo te hace una señal. Sin embargo, este no es el caso.

Sí, perder tu teléfono apesta. Pero, ¿imaginas perder a tus hijos y que te envíen a un país donde no conoces a nadie y ni siquiera hablas el idioma? Apuesto a que perder el teléfono no parece tan malo ahora. Siempre hay alguien menos afortunado que nosotros, la perspectiva puede ser algo poderoso. Agradece siempre tu vida y las cosas que tienes, porque nunca sabes lo que te depara el mañana.

Al expresar tu gratitud, te centras en el presente y aprecias tu vida. Mostrar gratitud te hará sentir emociones positivas, lo que te dejará con buena energía. Además, si tienes buena energía, atraerás a personas similares.

Recuerda que solo es un mal día, no una mala vida.

Nunca dejes de aprender

Nuestro cerebro es un músculo, y al igual que un músculo, si no lo ejercitas, se debilitará. Como dijo Tony Robbins, «si no estás creciendo, estás muriendo». La información que hay ahí fuera es interminable, nuestras oportunidades de aprendizaje son infinitas, así que ¿por qué tanta gente decide dejar de aprender después de la escuela?

El problema básico es que la gente asume que no necesita aprender nada nuevo. Piensan que el sistema educativo les ha enseñado todo lo que necesitan saber, lo cual es un terrible error que hay que romper.

Nunca hay que dejar de aprender. Obviamente, aprender nuevas habilidades para el empleo es importante, pero intenta leer sobre un tema que te interese, aprender un nuevo idioma o incluso una nueva receta. El mundo es tu ostra.

Involúcrate en tu comunidad

Los seres humanos evolucionaron a partir de tribus en las que todos desempeñábamos un papel integral, y este profundo deseo de formar parte de una comunidad sigue existiendo en todos nosotros. El sentido de pertenencia es una necesidad humana tan importante, pero en algún momento del camino, hemos perdido esa conexión, nos hemos alejado de nuestras tribus si se quiere.

No es demasiado tarde para recuperarlo. Prueba a comprar productos en un mercado agrícola local, a donar ropa, a ser voluntario en un refugio de animales o a recaudar fondos para una organización benéfica local. Todas estas son formas maravillosas de involucrarse y retribuir.

Puede que no seas capaz de salvar el mundo, pero puedes marcar una gran diferencia en tu zona. Sal y retribuye, es muy significativo para tu salud mental y física.